Lo decidí en un instante

A mis 19 años quedé embarazada. Admito que nunca le había tomado importancia a los métodos anticonceptivos fuera del condón y eso, solo cuando estaba en mis días fértiles; pensaba que nunca me iba a suceder nada malo. Mi novio, (con el que tuve mi primera vez) y yo sólo fuimos a confirmar el hecho con una prueba de sangre, estábamos seguros desde que no había bajado aquel octubre y yo desde el primer momento ya tenía escogido lo que iba a hacer. Debo decir que la pasé muy mal durante el tiempo que estuve embarazada (6 semanas) a partir de la 4 semana los mareos y vómitos eran insoportables, vivía tomando pastillas que me mandaban a dormir y así cada ocho horas. Pienso que mi mamá lo sabía de alguna manera, pero nunca tuvo el valor de llevarme a un médico, por el miedo de que su hija no fuera tan perfecta como ella presume a todos; así que, con el apoyo de mi novio conseguimos las pastillas, él estuvo conmigo en todo momento y es algo que siempre le voy a agradecer. No me arrepiento, sé que ese niño o niña no hubiera tenido una buena vida, hubiera sufrido muchas carencias tanto físicas como emocionales porque no me veo siendo madre en un futuro. A las chicas que tienen decidido esto, quiero decirles que no están solas, siempre habrá alguien como nosotras, apoyándolas y comprendiendo el hecho de que elijan lo que quieren para su cuerpo y para su vida.

Autora: Misery

Lugar: Lima, Perú

© 2018. Chiapas, México