La famosa prueba de amor

Actualizado: 12 de oct de 2018

Estoy por terminar la carrera en la universidad autónoma de Chiapas, soy originaria de un pueblo que se llama Pueblo nuevo.

En la universidad conocí a un chico del que me enamoré profundamente, al principio todo era muy bonito. Cuando llevábamos un año de novios fuimos a una fiesta donde encontré a un amigo muy querido de mi pueblo que también se había ido a estudiar a Tuxtla, compartí un buen rato platicando con él. Al irme a dejar a mi casa, mi novio me dijo que estaba muy molesto de verme platicar con mi amigo, yo le expliqué que éramos solo amigos y él dijo que estaba dudando de mi amor por él y que solo había una forma de demostrarle que yo lo amaba, otorgándole la famosa prueba de amor. Yo no estaba segura, sin embargo él me persuadió tanto que tuve que hacerlo, esa fue mi primera vez. Algunas semanas después y notando que tenía un retraso en mi menstruación me enteré que estaba embarazada. Me sentí muy enojada, no lo esperaba para nada. No quise avisarle a él porque sabía que me diría que me las arreglara sola. Quería que esto terminara, empecé a desesperarme terriblemente, no podía concentrarme en clases pensando en qué haría. Sentí que no podía ni quería embarazarme. Mi familia espera que termine mis estudios y trabaje y ayude en los gastos de la casa. Tomé la decisión de abortar cuando pensé que no quería tener un hijo en ese momento, ya que no terminaría la carrera y mis familia se sentirían decepcionados de mí.

Yo no sabía a quién acudir, fui a una clínica particular donde me cobraron 5 mil pesos por realizarme el aborto; yo tuve que esperar algunas semanas a que me pagaran dos quincenas y junto con unos ahorritos que tenía, pagué el procedimiento.

Después de hacerlo me sentí mucho mejor, muy aliviada.

Ahora que ya tengo más información sé que mi embarazo era producto de una violación de parte de mi novio, porque me obligó a tener relaciones sexuales. Si tan solo hubiera tenido esa información, me pregunto por qué nadie nos informa de nuestros derechos como mujeres.

Tantas chicas se ponen en riesgo o tienen que pagar grandes cantidades de dinero que no tienen como yo para acceder a un aborto, cuando debería ser algo a lo que debemos tener acceso gratuito todas las mujeres, pues es parte de nuestra salud.

Ahora espero terminar la carrera , seguir adelante con mis sueños y ayudar a que muchas mujeres se enteren de sus derechos y puedan tomar decisiones que las hagan felices como lo hice yo.


Autora: Citlali

Lugar: Pueblo Nuevo, Chiapas

© 2018. Chiapas, México